www.euromundoglobal.com

Con solo 16 años prefieren huir de las maras a EEUU que quedarse en Honduras

Las maras en El Salvador
Las maras en El Salvador
miércoles 22 de octubre de 2014, 11:21h

Cristian, un adolescente de 16 años, recuerda el día en que Alexander y Jairo, dos de sus mejores amigos, le confesaron que se irían solos a Estados Unidos ilegalmente, para escapar a las amenazas de las pandillas. La ONU denuncia que el miedo a ser reclutados por las violentas pandillas criminales, conocidas como maras, empuja a los adolescentes a cruzar la frontera.

Cristian, un adolescente de 16 años, recuerda el día en que Alexander y Jairo, dos de sus mejores amigos, le confesaron que se irían solos a Estados Unidos ilegalmente, para escapar a las amenazas de las pandillas.

"Me pidieron guardar el secreto. No tenían para pagar un coyote (traficante de migrantes), pero los estaban amenazando los de la Mara Salvatrucha", reveló a la AFP. Esa pandilla, al igual que la Barrio 18, recluta por la fuerza a muchos menores en Honduras, El Salvador y Guatemala.

Secándose el sudor de la frente con la manga del traje azul de soldador, este joven locuaz, de cabello ondulado, alto y delgado, cuenta que sus amigos partieron el 25 de julio: "Da tristeza... porque les dijeron que allá iban a tener todo y ellos siguieron la corriente".

"Aquí a los niños los ponen a vender droga; los pandilleros extorsionan, agarran a los cipotes (menores) y les dicen que si no venden droga los matan. Ellos se fueron por eso, por miedo a las maras (pandillas)", se lamentó.

Cristian ha tenido la suerte de no estar en la mira de los "mareros" quizá porque vive "como preso" -reflexiona-, yendo de su casa al colegio y luego a la sede del programa de la ONG Compartir, sin entretenerse en las calles del barrio.

Con dedicación y entusiasmo, aprende soldadura en Compartir, que desde hace 23 años capacita a jóvenes de las colonias marginales Villanueva, Los Pinos y Suyapa, en el este de Tegucigalpa.

Soñando con un futuro mejor, Alexander y Jairo salieron hacia Estados Unidos justo cuando el presidente Barack Obama recibía en la Casa Blanca a los gobernantes Juan Orlando Hernández (Honduras), Salvador Sánchez Cerén (El Salvador) y Otto Pérez (Guatemala), para pedirles desalentar la migración, principalmente de niños.

Los niños centroamericanos que cruzan a EEUU huyen de las maras, según la ONU

Los niños no acompañados e indocumentados que abandonan sus hogares en América Central para dirigirse clandestinamente hacia Estados Unidos huyen no sólo de una situación de pobreza y desigualdad, sino del miedo de ser reclutados por las violentas pandillas criminales.

"Las causas primigenias en los países de origen y destino deben ser tratadas de una manera concertada y a nivel regional. Asimismo, los abusos que sufren estos niños en tránsito -incluyendo asesinatos, secuestros, desapariciones, extorsiones, violencia sexual y detención- son insoportables", afirmó el nuevo alto comisionado para los Derechos Humanos, Zeid Ra'ad Al Hussein.

"El trato para los no nacionales debe mantener el mismo estándar establecido por la ley humanitaria internacional. Los derechos humanos no están reservados sólo para los ciudadanos o para las personas con visados", agregó Zeid, que por primera vez se dirigió al Consejo de Derechos Humanos de la ONU, que hoy comenzó hoy su vigésimo séptima sesión.

Un 88 por ciento más de menores inmigrantes fueron detenidos en la frontera de México con EEUU

La migración masiva de menores de estos tres países que viajan sin adultos huyendo de la pobreza o las pandillas, llegó a nivel de crisis en Estados Unidos. Más de 66.127 menores indocumentados  han sido detenidos tras cruzar ilegalmente la frontera de México con EEUU,  un 88 por ciento más que el año pasado Pero, ¿cuáles son las preguntas y las respuestas principales del drama de la inmigración en Estados Unidos?

¿De dónde vienen los niños?

Más de tres cuartos proceden de las ciudades más pobres y violentas de tres países, principalmente: El Salvador, Guatemala y Honduras. Los niños de México, en un principio el grupo más numeroso, solo corresponde ahora a un cuarto del total. Un número muy pequeño procede de otros 43 países.

¿Cuándo empezaron a emigrar?

El número de menores que cruzan la frontera solos comenzó a aumentar en 2012, impulsado principalmente por la afluencia de los niños de El Salvador, Guatemala y Honduras. Solo en marzo, fueron 5.727 niños.

¿Cuál es la causa de que de repente aumente el número de niños que emigran solos?

Aunque las razones dependen del país de procedencia, pobreza, violencia y reunificación familiar son las principales causas de que los niños emigren solos. Honduras tiene la tasa más alta de asesinatos, mientras que los niños de Guatemala proceden de zonas rurales de extrema pobreza. El Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos ha reconocido que debido a que muchos menores se reunieron en Estados Unidos con sus familias y que no fueron deportados de inmediato, muchos centroameriacnos creen que están permitiendo que los niños se queden y, por eso, la inmigración de menores continúa.

¿Por qué los niños no son deportados inmediatamente?

Según una ley contra la trata aprobada en 2008, los menores de América Central no pueden ser deportados de inmediato, y se debe dar una audiencia judicial antes de hacerlo. Pero una política de Estados Unidos sí permite que los menores mexicanos capturados mientras cruzan la frontera sean enviados de vuelta rápidamente.

¿Por dónde cruzan?

Más del 70% de niños detenidos estaban cruzando la frontera por el valle del Río Grande, en Texas, y un 13% lo hacían por Tucson, Arizona.

¿Qué edad tienen? ¿Son más chicos o más chicas?

La mayoría son chicos entre 15 y 17 años, pero la proporción de chicas jóvenes está creciendo considerablemente durante este último año.

¿Qué pasa con los niños que son detenidos?

Comienza el proceso de inmigración. El Departamento de Salud y Servicios Sociales le hace un examen de salud a cada niño y los vacuna. Después, les asigna un refugio a corto plazo en el que los niños se alojan unos 35 días. La mayoría de ellos se acaban marchando con algún miembro de su familia o con algún patrocinador en los Estados Unidos. Allí permanecen durante el proceso judicial.

¿Dónde están los refugios?

Hay alrededor de 100 refugios permanentes situados cerca de la frontera entre Estados Unidos y México y que son administrados por el Departamento de Salud y Servicios Sociales. Pero debido a la repentina afluencia de niños, se han instalado tres refugios temporales con 3.000 camas cada uno en las bases militares de California, Oklahoma y Texas.

¿Qué se está haciendo para resolver el problema?

Obama instó el 8 de julio al Congreso para que autorizase 3,7 millones de dólares en fondos de emergencia para reforzar la seguridad en la frontera, acelerar las deportaciones y hacer frente a la crisis humanitaria en América Central. Los republicanos se hicieron atrás, porque alegaban que la crisis fronteriza es el resultado de problemas en la política “laxa” de Obama en la frontera. Los legisladores republicanos están presionando para modificar la ley de 2008, que en la actualidad hace que sea difícil que los niños vuelvan rápidamente a sus países de origen.

El milagro de Aidé, la mujer que cruzó la frontera embarazada de ocho meses y vivió para contarlo

César tiene cuatro días. Los mismos que lleva en Estados Unidos. Su madre, Aidé, de 18 años, viajó más de una semana desde su casa de El Salvador hasta la frontera embarazada de ocho meses. Quería huir de la violencia en su país refugiándose en Nueva York, donde vive su madre y sus hermanas. En el camino, se subió a tantos buses que ni recuerda y atravesó en una balsa el Río Grande, que separa México del estado de Texas. Se enfrentó al calor, a las serpientes y a los traficantes y ladrones que merodean por la zona. “Fue bastante arriesgado porque ya me faltaban pocos meses para dar a luz y aún así decidí venirme”, explica a la BBC.

A su llegada, los agentes migratorios estadounidenses la retuvieron durante seis días. Cuenta que se sintió tan estresada que se le aceleró el parto y tuvieron que trasladarla al hospital de Mission. Después, la llevaron a un albergue temporal creado por la Iglesia del Sagrado Corazón en la ciudad de McAllen, en Texas.

La historia de Aidé es la de decenas de inmigrantes que cruzan la frontera en busca de una vida mejor embarcándose en un viaje que no les asegura el éxito: aunque consigan llegar a la frontera, en Estados Unidos corren el riesgo de ser deportados a sus países. Muchos de estos inmigrantes son mujeres embarazadas. Desde principios de junio, han llegado a este centro de acogida más de 3.500 personas, especialmente madres con sus hijos. Son procesadas y liberadas por las autoridades con la orden de presentarse ante un juez que definirá su estatus migratorio.

FUENTE: LAINFORMACION.COM - Susana Campo - 08/09/14  

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Euro Mundo Global

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Portada | Búsquedas | [ RSS - XML ] | Política de privacidad y cookies | Aviso Legal
EURO MUNDO GLOBAL
C/ Piedras Vivas, 1 Bajo, 28692.Villafranca del Castillo, Madrid - España :: Tlf. 91 815 46 69 Contacto
EMGCibeles.net, Soluciones Web, Gestor de Contenidos, Especializados en medios de comunicación.EditMaker 7.8