www.euromundoglobal.com
Los diferentes tipos de préstamo que debes conocer
Ampliar

Los diferentes tipos de préstamo que debes conocer

miércoles 06 de octubre de 2021, 21:21h
07OCT21 - MADRID.- La crisis económica acontecida por los efectos que la pandemia ha tenido sobre el desarrollo económico ha provocado que muchas familias se queden sin una fuente de ingresos a la que recurrir para mantener sus condiciones de vida. Toda inversión que implique sumas importantes de dinero se ve rodeada de importantes riesgos que hay que saber gestionar si no queremos acabar arruinados.

Bajo esta situación resulta fundamental conocer a fondo las diferentes herramientas y productos que ofrecen las entidades financieras para apoyarnos económicamente. Al fin y al cabo, uno nunca sabe cuando vamos a necesitar un urgente préstamo sin papeles en 10 minutos. A continuación vamos a explicarte algunos de los tipos de préstamos que debes conocer para que puedas contratar aquel que mejor se adapte a tus necesidades económicas.

Los tipos de préstamo que ofrecen las entidades bancarias

La oferta de préstamos que ofrecen las diferentes entidades financieras es inmensa, y puede abrumar a todo aquel que busque el producto con mejores condiciones. Es por ello que se recomienda el uso de herramientas online como la de Finaton, en la que puedes comparar fácilmente préstamos de todo tipo para que puedas elegir así el que más te convenga.

Sobre los préstamos rápidos

Los préstamos rápidos son un tipo de producto financiero derivado de los préstamos personales, que ha conseguido posicionarse como una de las mejores opciones para financiar la adquisición de bienes duraderos, pagar un máster, realizar un viaje... entre otros. La característica principal que diferencia a este tipo de préstamo frente a los demás se trata de la rapidez en la que la propia entidad financiera consigue proporcionar el dinero al prestatario, que suele tardar entre 24 y 48 horas en llegar tras haber firmado la solicitud.

Además de la rápidez, este producto financiero consigue ofrecer otras ventajas a aquellos que deciden contratarlo. Entre ellos encontramos la flexibilidad a la hora de solicitar el crédito y la seguridad que ofrecen, al estar estos préstamos regulados por la Ley 16/2011 de contratos de crédito al consumo y actuar, al mismo tiempo, bajo la supervisión de las autoridades autonómicas. Como garantía adicional a su seguridad, las entidades que ofrecen créditos rápidos disponen de herramientas online que las ayudan a combatir el fraude, la estafa y los delitos de suplantación de identidad.

Sobre los minicréditos

Podemos definir los minicréditos como aquellos préstamos de carácter personal que se formalizan en base a devoluciones de corto plazo y que involucran cantidades no muy grandesde dinero de las que se ha de disponer lo antes posible. En España, la cantidad de dinero para que un préstamo se considere microcrédito debe ser inferior a los 600 euros. Dicho dinero deberá ser devuelto a la entidad financiera correspondiente, por lo general, en un único plazo que no suele exceder de los dos meses de duración.

Este producto financiero se concebió con la finalidad de facilitar a los individuos créditos urgentes para poder hacer frente a gastos imprevistos que requieran de una financiación express. A pesar de las ventajas que ofrecen los microcréditos, no es recomendable abusar de ellos en el largo plazo. Esto se debe a que suelen contar con tipos de interés que resultan proporcionalmente más altos en comparación con otras modalidades de préstamo de mayor duración y cuantía. Las entidades financieras están limitando cada vez más el número de minicréditos que puede solicitar una persona, para evitar las solicitudes reiteradas por año (tendencia que ya se está desarrollando y que se debe a la facilidad de contratación que ofrecen estos productos financieros).

Sobre los préstamos sin nómina

La gran mayoría de entidades financieras rechazan las solicitudes de préstamo procedentes de individuos que se encuentran en situación de desempleo. Sin embargo, dada la situación tan precaria que está viviendo nuestra economía en los últimos meses, hay cada vez más personas que se ven forzadas en esta situación. Por suerte, existe un tipo de producto financiero al que este sector de la población puede acceder: los préstamos sin nómina.

Los préstamos sin nómina se tratan de créditos que no requieren de la domiciliación de una nómina para acceder a ellos. Por lo general, se tratan de productos financieros que proporcionan pequeñas cantidades de dinero (en torno a los 5.000 euros) con plazos de devolución que suelen estar entre los 30 y 45 días y cuyos intereses son más elevados que el resto de tipos de préstamo existentes. Se caracterizan, entre otras cosas, por su flexibilidad, respuesta rápida y la comodidad con la que se suele llevar a cabo su tramitación, ya que la mayoría de entidades financieras ofrecen la posibilidad de gestionar la contratación del producto vía online, rellenando únicamente un formulario.

Cabe destacar, sin embargo, que debe demostrarse ante la entidad financiera que se dispone de una fuente de ingresos con la que poder hacer frente a la devolución del préstamo.

Sobre los préstamos sin intereses

Finalmente, vamos a hablarte a continuación de uno de los productos financieros más interesantes que puedes contratar: los préstamos sin intereses.

Los préstamos sin intereses, conocidos también como "préstamos gratuitos", se tratan de créditos rápidos que ofrecen las entidades financieras por los que no tendrás que pagar ningún tipo de interés adicional. En circunstancias normales, a la hora de devolver un préstamo se aplica un porcentaje adicional a la cuota mensual de devolución que corresponde a la cantidad de dinero que gana la entidad por ofrecerte dicho servicio.

En el caso de los préstamos sin intereses, tal y como su nombre indica, el banco no aplica ningún tipo de interés a la cuota de devolución. Lo único que tienes que devolver corresponde a la cantidad que solicitaste a la entidad financiera, siempre y cuando se respeten los tiempos de devolución acordados con la misma. Sin embargo, esto no implica que estemos exentos de otros tipos de gastos.

Y es que las entidades financieras, según las condiciones que rijan al producto en cuestión, pueden cobrarte comisiones como las de apertura, así como intereses de demora que se aplicarían en caso de no devolver el dinero dentro del plazo acordado. Debemos tener un poco de cuidado a la hora de contratar un préstamo sin intereses ya que, a pesar de las ventajas que nos ofrecen, ello no implica que podamos ignorar el resto de aspectos que la configuran.

Redactor: Jesús Fonseca Serrano

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios
Portada | Hemeroteca | Índice temático | Búsquedas | [ RSS - XML ] | Política de privacidad y cookies | Aviso Legal
EURO MUNDO GLOBAL
C/ Piedras Vivas, 1 Bajo, 28692.Villafranca del Castillo, Madrid - España :: Tlf. 91 815 46 69 Contacto
EMGCibeles.net, Soluciones Web, Gestor de Contenidos, Especializados en medios de comunicación.EditMaker 7.8