www.euromundoglobal.com

Opinión: “Desde Mi Rincón o Despacho...

“Sobre el mal, lo malo, la maldad…”

Por J.M.M. Caminero
miércoles 18 de mayo de 2022, 02:39h

17MAY22 – MADRID.- Posiblemente desde Caín y Abel, metáfora del bien y del mal, de la bondad y de la maldad, todo ser humano, toda generación se tiene que plantear el problema del mal. En esta serie sobre articulistas del suelo patrio que voy rodeando con las palabras, recordando y homenajeando, columnistas literarios de ayer y de hoy, que ya sus huesos estarán hechos átomos y, los que todavía respiran, sin fijarme en filias o fobias, fidelidades ideológicas o culturales, le ha tocado hoy a Gabriel Albiac, filósofo y pensador y articulista, en una columna que tituló Para entender el Holocausto, publicada en Libertad Digital el 28 de junio del 2017, dónde narra la cuestión de la Shoah-Holocausto, en definitiva, intentar entender y comprender este genocidio, para intentar buscar soluciones que esto no vuelva a suceder

“Sobre el mal, lo malo, la maldad…”

Llevo modestamente mucho tiempo, ocupando y preocupándome por el problema del mal y del bien, centrada también en este caso, y, un aspecto de todo este caleidoscopio, en el concepto que se denomina la “obediencia al mal” o “la obediencia debida” y “la banalidad del mal” –término y concepto que tanto se ha repetido desde Arendt, y que en otra columna y otros escritos, maticé la realidad-verdad de ese concepto-enunciado…

He observado, fijándome adrede, que en distintas situaciones sociales, de distinto tipo, pueden usted esforzarse en percibir-mirar-observar, y, también encontrarán casos, en un grupo humano, de varias personas, sea de un tipo o sea de otro. Existen líderes, semipatológicos, semisociópatas, semipsicópatas o el concepto de psicópatas incardinados en la sociedad. Y, que son capaces, en ese grupo, aislar y echar a una persona del grupo, porque ellos que hacen el mal, son capaces de convencer al resto, que no entran directamente en ese mal, que esa persona debe ser echada-marginada-silenciada-ninguneada del/en el grupo.

La persona buena o de buena voluntad, sin que por eso sea perfecta, que no lo es, en ese grupo equis, existe un individuo o individua zeta, que consigue convencer al grupo, al resto, que esa persona debe ser echada, es silenciada, ninguneada, marginada, vituperada, de muchos modos y formas y maneras, y, al final, es alejada o echada de esa entidad social. Incluso, la persona no buena, queda como buena, la persona buena que es silenciada, queda como mala.

Si esto sucede, en realidades sociales, entre amistades o grupos de amigos, en realidades de trabajo, incluso en las familias, en sentido amplio, tenemos una herramienta conceptual y mental para entender el Holocausto –al menos el aspecto que estamos estudiando y analizando y valorando…-.

¿Porque cómo la sociedad alemana, la sociedad más culta de Europa, quizás del mundo, fue capaz de callarse ante esa realidad? Primero, no sabemos el conocimiento que tenían de dicha catástrofe. Pero el esquema explicativo anterior, en otros artículos, he ido desarrollando otras variables causales, que entre todas, pienso explican, un buen trozo de la mal-maldad de realidad…

Se produjo el tsunami perfecto. En el siglo diecinueve, la población por distintos motivos, entre otros los adelantos biomédicos en epidemias y enfermedades, la revolución industrial en su segunda fase, los derechos adquiridos por cambios sociales y culturales y políticos, etc. En el siglo diecinueve se produjo una eclosión demográfica, véase la situación a mitad de siglo, en el Londres de Marx, y, esto terminó con una nueva teoría sociopolítica, la del abanico de los socialismos –socialismos, comunismos, anarquismos-, y, produjo, en definitiva, la revolución soviética. Ante el temor de dicha revolución, se produjo, siguiendo el esquema de tesis-antitesis-síntesis, se crearon las revoluciones sociales radicales de la derecha, ante el temor de los comunismos…

En ese marco se crearon sistemas sociopolíticos, no democráticos, pero no democráticos, no solo en el sentido actual, sino no-democráticos, para los sistemas de finales del siglo diecinueve y primera mitad del veinte. Es decir, se anularon todas las cortapisas, que denominosle, los sistemas sociopolíticos tradicionales, evolución de siglos, en Occidente, aunque fuesen Monarquías o Repúblicas –limitadas tenían sus poderes, tenían sus contrapesos tradicionales del poder, aunque no fuesen democracias, al estilo de la segunda mitad del veinte-.

Pues estos contrapesos de poder, se anularon –por ejemplo la religión tradicional, costumbres sociales legales, parte de los llamados derechos naturales y morales, la concepción que el Estado debería tener un sistema jurídico natural en derechos…-, ante el temor del sistema comunista soviético, y produjeron, las revoluciones radicales políticas del signo contrario.

En esa situación del poder máximo del Estado –de un color o de otro, prácticamente sin límites-, con todas las herramientas de ese poder máximo, se instalaron, tanto en un color ideológico y en otro, unos sistemas, que no tenían los frenos tradicionales de “la mesura y la medida del ejercicio del poder”, y, esta es la base intelectual y conceptual y práctica, de los campos de concentración, campos de trabajo, campos de exterminio, genocidios, que se produjeron, bajo una bandera o bajo otra, con diferencias y semejanzas, en toda Eurasia en el siglo veinte

Si en un grupo familiar, vecinal, amistades, etc. sucede, algunas veces, demasiadas veces, observen, que es echada o silenciada o marginada, la persona de buena voluntad, y, gana la partida la persona menos buena, y, el resto asiste al espectáculo y al teatro, demasiadas veces, callándose o dando la razón a la persona no buena. Pienso que a nivel de la sociedad/Estado, cuándo un sistema de personas ocupan la Autoridad Máxima, con un sistema ideológico equis, no democrático, ni siguiendo las tradiciones de poder, que se han ido depurando y decantando durante siglos, se salta todas las normas, entonces, se produce, es una de las razones, junto con otras, se produce el mal y la maldad máxima, siguiendo tal ideología equis o zeta, sin media y sin cortapisas. Y, el resto de la población calla y se silencia y es silenciada, por el temor, al castigo máximo.

Pienso que esta razón, que la estamos viendo todos los días, delante de nosotros, en nuestros oídos y ojos, es una explicación ante este problema –siempre que no se olviden y combinen con otras…-. Este conjunto de razones-motivos-causas, al estudiar el problema del mal-maldad, no se ha tenido, lo suficiente en cuenta, y, son razones, que percibimos todos los días, delante de nuestros ojos –evidentemente, sin llevar a las personas a los campos de concentración, pero si a ser echadas de entidades sociales, grupos de amistades, vecindades, trabajos, escuela, etc.-.

http://filosliterarte.blogspot.com.es © jmm caminero (05-17 mayo 2022 cr).

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios
Portada | Hemeroteca | Índice temático | Búsquedas | [ RSS - XML ] | Política de privacidad y cookies | Aviso Legal
EURO MUNDO GLOBAL
C/ Piedras Vivas, 1 Bajo, 28692.Villafranca del Castillo, Madrid - España :: Tlf. 91 815 46 69 Contacto
EMGCibeles.net, Soluciones Web, Gestor de Contenidos, Especializados en medios de comunicación.EditMaker 7.8