www.euromundoglobal.com

Luisa Sigea de Velasco, una de las escritoras más cultas de su tiempo

Por José López Martínez

lunes 21 de septiembre de 2020, 01:59h

20SEP20 – MADRID.- Y su tiempo fue nada menos que el Renacimiento, cuando en España florecieron los principales ingenios, entre ellos Jorge Manrique y Garcilaso de la Vega, o sea, el resurgir de la sabiduría helénica incorporada a la realidad de la nueva época, en la cual la mujer apenas contaba.

Luisa Sigea de Velasco, una de las escritoras más cultas de su tiempo

Pero en casa de Luisa Sigea la familia si que contaba con un padre que advirtió que las cosas habían de cambiar y puso manos a la obra. El padre, Diego Sigea era un humanista oriundo de Francia, y de Francisca de Velasco, dama de familia ilustrada del toledano pueblo de Tarancón. El padre de Luisa procuró para sus hijas una especial educación: había sido instructor de María de Pacheco, esposa del comunero Juan de Padilla, lo que también le traería muchas dificultades, sobre todo el exilio.

La Guerra de las Comunidades se produjo cuando Luisa y Ángela, su hermana, comenzaban a cumplir los designios de su propia vocación, que no era otra que el estudio y el magisterio de las humanidades. Cuentan las crónicas que a comienzos de 1542, cuando Luisa cumplía los veinte años, su padre fue invitado a llevar a la corte de la reina Catalina a sus hijas Luisa y Ángela como Damas de Cámara del séquito de doña María de Portugal, en el que figuraba también Paula Vicente, hija del célebre poeta, español para unos y portugués para otros, Gil Vicente. En la corte, Ángela y Paula se dedicaron a la música, mientras Luisa Sigea llegó a formar parte de las más notables humanistas de la latinidad. Nada menos que don Marcelino Menéndez Pelayo destaca en ella sus grandes cualidades poéticas y narrativas.

Anteriormente, en 1440, cuando apenas contaba dieciocho años, a través de un amigo de su padre, el italiano Girirolano envió una carta en latín al papa Paulo III, junto a lo que más tarde llamó “gnostan ingenioli naci filosofos, esto es “algunas flores de mi ingenio que merecieron muchos elogios”. Era una muestra más de sus afanes de llegar a lo más alto de sus aspiraciones intelectuales, como otra Beatriz Galindo del mundo castellano. Luisa entendía ya desde su propia adolescencia que un gran libro es aquel que nunca se acaba de leer y que la ciencia suponía para el ser humano un empeño de explorar la compleja realidad de las ciencias y las artes, agregando que cuando algo concluye es que la vida nos invita al deseo de comenzar algo nuevo y superior.

Luisa Sigea no tardó en alcanzar una reconocida personalidad literaria y humanística; y es entonces cuando dirige al papa este bello poema, que el pontífice elogia y agradece:

Un fin, una esperanza, un cómo o cuándo

tras si traen mi derecho verdadero;

los meses y los años van pasando

y paso yo tras lo que espero;

estoy fuera de mí, estoy mirando

si excede la natura lo que quiero;

así las tristes noches velo y cuento,

más no puedo contar lo que no siento.

Luisa Sigea de Velasco transita por la historia de la literatura española, no siendo suficientemente conocida, pero ella tiene conciencia de su valía, de lo que escribe y sueña. Se ha preparado a fondo para la gran batalla de las letras. Hablaba español, francés, portugués e italiano, dominando a la vez el latín. el griego, el hebreo, el árabe y el caldeo. Todo un ingenio lingüístico, difícilmente superable para aquella época. Parece ser que también contaba con una espléndida belleza y había cursado estudios de filosofía, de historia y de literatura, quizá donde más altura pudo alcanzar. Sus versos condensan un cierto deseo de modernización. Luisa soñaba que algún día podría reflejar las ideas y los sueños envueltos en su poética. Fue, sin duda, una mujer del Renacimiento, abierta a todos los aires del tiempo venidero.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios

Portada | Hemeroteca | Búsquedas | [ RSS - XML ] | Política de privacidad y cookies | Aviso Legal
EURO MUNDO GLOBAL
C/ Piedras Vivas, 1 Bajo, 28692.Villafranca del Castillo, Madrid - España :: Tlf. 91 815 46 69 Contacto
EMGCibeles.net, Soluciones Web, Gestor de Contenidos, Especializados en medios de comunicación.EditMaker 7.8