www.euromundoglobal.com

En el corazón de Castilla-La Mancha nos espera

La alcaldesa de Belmonte Angustias Salazar recibió una placa de reconocimiento por parte de FEPET
Ampliar
La alcaldesa de Belmonte Angustias Salazar recibió una placa de reconocimiento por parte de FEPET

Belmonte: Sorprendente, Único, Medieval y Moderno

  • Texto y fotos: Diego Caballo –Miembro de FEPET

miércoles 07 de noviembre de 2018, 21:37h

07NOV18 – MADRID.- Se dice que en el arte está la esencia del ser humano. Pues bien, Arte (con mayúscula), paisajes, que son cuadros que dibujan la naturaleza misma, y atardeceres comparados a los de Granada – como dijo la alcaldesa, Angustias Alcázar – es lo que abunda en este pueblo conquense, cuya provincia es una de las que más ha crecido en turismo rural.

Belmonte: Sorprendente, Único, Medieval y Moderno

El Palacio del Infante Don Juan Manuel, del siglo XIV, ahora un magnífico Hotel Spa en Belmonte (Cuenca), sirvió de bello escenario para recibir a un amplio grupo de periodistas pertenecientes a la Federación Española de Periodistas y Escritores de Turismo (FEPET), bajo el lema “Contra la despoblación, unión y promoción”.

“Si sobrevive nuestro patrimonio, gastronomía y costumbres, que es como decir nuestra historia, nosotros también sobreviviremos”, nos dijo la alcaldesa, una mujer que es capaz de transmitir con entusiasmo todo lo que encierra este pueblo, elegido no hace mucho como el más bonito de Castilla la Mancha, tras recibir una placa de manos de Enrique Sancho, director general de FEPET, quien destacó la tremenda importancia de este colectivo de profesionales a la hora de difundir el turismo.

Con apenas dos mil habitantes, Belmonte, donde nació Fray Luis de León, se remonta al siglo XIV, cuando la villa fue donada por Fernando III a su hijo el Infante Juan Manuel, que construyó en este lugar su palacio residencial, y que más tarde, en 1398, Enrique III, en agradecimiento por su ayuda en la guerra con Juan I de Portugal, dona la villa a Juan Fernández Pacheco, quien se convirtió así en el primer Señor de Belmonte.

Nuestro recorrido empezó por este Palacio ya mencionado, que ofrece al visitante unas bonitas vistas al castillo y alberga un spa y un jardín con piscina al aire libre, además del confort de elegantes habitaciones y espacios comunes, como la cafetería, situada en el precioso claustro, y una sala medieval para banquetes o celebraciones.

Por otra parte, su spa cuenta con luces de cromoterapia, varias piscinas de chorro a diferentes temperaturas, duchas de distintos tipos, baños turcos y sauna finlandesa. También hay una zona de relajación que dispone de tumbonas con luces infrarrojas. Además, se ofrecen masajes y tratamientos de belleza por un suplemento y sin salir de allí se pueden degustar en su restaurante platos de cocina regional.

Otra alternativa para visitar los alrededores es optar por las amplias facilidades que nos ofrece Belmonte Aventura, con excursiones en quad y bicicletas por los rincones y paisajes manchegos más espectaculares o rutas fotográficas acompañados de un monitor

Pero si queremos resaltar las excelencias de la cocina lugareña debemos encaminarnos al restaurante, que también es hostal, La Muralla, donde se puede empezar degustando un chupito de ajo arriero conquense con aceite de ajo negro, seguido de empanada de morteruelo de Cuenca con frutos rojos y migas ruleras con sorbete de melón antes de pasar al plato, principal, un jarrete de cordero manchego asado con patatas panadera y pisto, regado con vino de Mont Reaga para rematar con un postre de pan de Calatrava con helado de turrón y un chupito del típico licor conquense resoli. Un menú muy apreciado por los asistentes y resaltado por el crítico gastrónomo y adjunto al presidente de FEPET, Quino Moreno.

Colegiata de San Bartolomé Apóstol

Construida sobre la antigua parroquia visigótica del siglo V, según atestiguan una sepultura humana y una piedra plana en su cabecera con el Crismón (Cristo en visigodo), con el alfa y el omega (principio y fin), junto a otros restos y antiguos muros, aparecidos en obras de restauración de 1976. En 1459 el papa Pio II erige la parroquia de Belmonte en la Colegiata.

Las familias nobles fueron agregando capillas en las naves laterales, que dotaron de altares, rejas, pinturas y ornamentos, gracias a los mejores artesanos de la época que intervinieron.

Dentro de sus históricos muros se pueden admirar una gran variedad de estilos, ejemplo claro del auge, majestuosidad y exquisito gusto de la época.

Mientras vamos recorriéndola en esta visita guiada, cada paso nos conduce al arte, religiosidad y sosiego que transpiran sus tres naves y gruesos pilares redondos, que soportan arcos apuntados y bóvedas de crucería.

De todo su esplendor y magnificencia nos llama aún más la atención la Pila de Bautismo en la que recibieron las aguas bautismales Fray Luis de León, Don Juan Pacheco y San Juan del Castillo, entre otros.

Mención especial y parada indispensable merece su Coro, que es el primero historiado en España (1452). Fue realizado para la Catedral de Cuenca pero, en 1757 el Cabildo de la Colegiata compra el coro a la Catedral de Cuenca porque se les había quedado pequeño. Al parecer, y según el guía, algunos aspectos, como algunas de sus tallas (Adán y Eva desnudos…) también influyeron. Sus tallas con escenas bíblicas del Antiguo y del Nuevo Testamento hacen gozar al visitante y centrarse en detalles como el que nos ofrece Caín matando a Abel, pero no con la quijada de asno que nos hicieron creer siempre, sino mordiéndole en la yugular, que, de ser así, lo convertiría de paso en el primer vampiro de la historia.

Monumento Nacional desde el 27 de julio de 1947, se puede visitar y empezar a disfrutar entrando por la Puerta de los Perdones a lo largo de todo el año.

Mientras nos vamos desplazando de un lugar a otro, pasamos por sus puertas del Almudí, también conocida del Rollo o del Cristo de los Ausentes; la Puerta de Chinchilla, que es la más esplendorosa y más antigua de todas las puertas, conservando su estructura original, y la Puerta de la Estrella, también denominada como la Puerta de Toledo.

Hospital de San Andrés.

Fundado por Juan Fernández Pacheco en 1415 por Bula de Benedicto XIII, para “curar enfermos pobres y hospedar peregrinos, proveer de lo necesario a sus escuderos en sus casas las cuales habiéndose visto antes con herencia al presente estuvieron pobres y para sustentar a un capellán que dijese misa a los enfermos”, según recogemos de la información facilitada por el Ayuntamiento. Es necesario tener en cuenta que el concepto de hospital en aquella época estaba más bien dirigido a acoger a indigentes y mendigos más que la finalidad de atender a los enfermos.

El edificio estuvo habitado hasta los años 60 del siglo pasado pero, desgraciadamente, como hemos podido comprobar, en la actualidad solo se conservan algunos de sus muros y la puerta de su iglesia.

El Castillo

Fortaleza que se eleva en el cerro de San Cristóbal, fue declarado Monumento Nacional de interés histórico artístico en 1931 y Bien de Interés Cultural. Es de estilo gótico mudéjar y mandado construir por Don Juan Pacheco, primer marqués de Villena y III Señor de Belmonte. Su construcción duró 20 años (1456-1472).

A la muerte del primer marqués, sus descendientes continuaron su construcción hasta mediados del siglo XVI, después dejó de estar habitado.

Sufrió importantes daños a lo largo del tiempo, como la Guerra de Secesión, a principios del siglo XVII, y la Guerra de la Independencia, a principios del siglo XIX, cuando sirvió de base militar.

En el XIX pasó a ser propiedad del Condado de Eugenia de Montijo, casada con Napoleón III. Tras la muerte de éste, Eugenia volvió a España llevó y cabo una importante restauración. A finales del XIX lo cedió a una congregación de frailes dominicos.

Durante la Guerra Civil (1936-1939), fue cuartel y cárcel y volvió a sufrir grandes destrozos. Posteriormente fue restaurado para albergar la Escuela Superior de Mandos Onésimo Redondo, pero en 1943 revivió gracias a nuevas obras.

A iniciativa público-privada, el castillo abrió sus puertas al público en el 2010 y vuelve a lucir todo su esplendor, además de ser y haber sido escenario de grandes producciones cinematográficas, como El Cid, el Señor de los Anillos, Juana La Loca, el Caballero Don Quijote, Los Señores de Acero o Fuenteovejuna.

Entre sus salas, pasadizos, escalera volada, ejemplo de la mejor construcción entre plantas; salón, vestidor, gabinete de la Emperatriz, torreones y pasadizos quedan las intrigas, miserias y románticos sueños de amor de los personajes que fueron pasando a lo largo de su historia, que ahora continúa con la celebración de muy diferente eventos.

Palacete Belmonte

Este palacio típico castellano-manchego, dirigido por la misma empresa que regenta la Casa Rural Casablanca, está en las proximidades del Castillo y ofrece unas vistas maravillosas mientras paseamos por sus más de 20.000 metros cuadrados de terreno que lo rodean.

Es un lugar de disfrute y silencio, pues nos ofrece jardines, lago, piscina y también un reposo acogedor entre una decoración que nos transporta a tiempos remotos pero con todas las comodidades del momento.

Mont Reaga

Esta bodega bien merece una visita relajada para saborear no solo sus caldos sino también sus bien cuidadas instalaciones, que mezclan la modernidad sin olvidar la sabiduría tradicional, además de ofrecernos catas comentadas en un entorno único.

Algunos personajes

Don Juan Manuel

Sobrino de Alfonso X El Sabio, fue un importante escritor y político del siglo XIV y uno de los principales representantes de la prosa medieval, sobre todo gracias a su obra El Conde Lucanor, un conjunto de cuentos de carácter moralizante. Su padre, el Infante Don Manuel, mandó construir la primera muralla de Belmonte, mientras que él, en 1324, ordenó la construcción de su palacio en esta villa, el edificio más antiguo y hoy convertido en establecimiento hostelero, como ya se ha dicho

Juan Fernández Pacheco

Hijo de Alfonso Téllez y María Pacheco, hija del primer señor de Belmonte, Juan Pacheco dominó la escena política castellana desde los últimos años del reinado de Juan II hasta el reinado de Isabel La Católica, siendo hombre de confianza de Enrique IV de Castilla y quien tomaba las decisiones políticas. Por mandato suyo fueron construidos la Colegiata de San Bartolomé, el Convento de los Franciscanos y el Hospital de San Andrés.

Fray Luis de León

Al pasear por sus calles, con silencio otoñal, van desfilando recuerdos e historia escritos o señalados en sus calles mismas: Fray Luis de León, quien nació en Belmonte en 1527, y que al cumplir los 14 años se marchó a estudiar a Salamanca para ingresar después en los agustinos, en cuya orden procesa en 1544. Reconocido como uno de los humanistas y referente poético más importantes de su época, sufrió la persecución de la Inquisición por sus traducciones de importantes obras literarias.

San Juan del Castillo

Nacido en Belmonte, de familia noble, era hijo de Alfonso del Castillo, regidor de la villa. Estudió leyes en la universidad de Alcalá, artes y teología. Se trasladó a Madrid para ingresar en el noviciado de los jesuitas, donde una vez terminados sus estudios recorrió países como Argentina y Chile para misionar a los indios, y murió como mártir en Paraguay. En enero de 1934 fue beatificado por Pio XI y canonizado por Juan Pablo II en 1988.

Francisco Sánchez

Fue uno de los más famosos guerrilleros de La Mancha que tomó parte en la Guerra de la Independencia, más conocido como Francisquete o el Tío Camuñas, por ser natural de ese municipio toledano donde nació en 1762 y fusilado en Belmonte por los franceses el 13 de noviembre de 1811.

Eugenia de Montijo

Hija de Grandes de España, nació en Granada en 1826, fijando después su residencia entre Madrid y París, donde conoció a Luis Napoleón con quien se casó tras ser coronado emperador de Francia como Napoleón III.

Este es un pequeño recorrido por Belmonte. Queda mucho más para ver, oír y escuchar. Cuéntenlo, por favor, - nos dijo su alcaldesa - porque con la divulgación que ustedes hagan como periodistas y el esfuerzo común de todos los que nos lo hemos propuesto, Belmonte no se seguirá despoblando sino que por el contrario crecerá de nuevo en población mientras seguimos conservando y restaurando su maravilloso patrimonio cultural, algo en lo que colaboran todos los habitantes, que son el motivo principal de la existencia de un municipio como este.

GALERIA DE IMÁGENES - Haga click en una imagen para "abrir" la Galería y ver todas las imágenes

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Euro Mundo Global

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Portada | Búsquedas | [ RSS - XML ] | Política de privacidad y cookies | Aviso Legal
EURO MUNDO GLOBAL
C/ Piedras Vivas, 1 Bajo, 28692.Villafranca del Castillo, Madrid - España :: Tlf. 91 815 46 69 Contacto
EMGCibeles.net, Soluciones Web, Gestor de Contenidos, Especializados en medios de comunicación.EditMaker 7.8