www.euromundoglobal.com

Cantabria

Ruente, Los Bosques

Ruente, Los Bosques

Texto y fotos: Andrés Alons – Miembro de FEPET

martes 31 de marzo de 2015, 02:16h

Dejando a nuestras espaldas la Hoz de Santa Lucía, donde los montes parecen querer estrangular al rio Saja y a la carretera, se nos abre a nuestros ojos Ruente, un municipio de 65,90 kilómetros cuadrados, que tiene en la naturaleza su mejor patrimonio. Los Vados, La Miña y Monte Aá son manchas boscosas en las que los robles, las hayas y los castaños dan cobijo a una rica fauna de jabalíes, ciervos y corzos, amén de otra serie de especies menores, como liebres y zorros, mientras las truchas pueblan el Saja, el Bayones y otros arroyos.

Ruente, Los Bosques
Ruente, Los Bosques

En Monte Aá, situado al abrigo de la sierra del Escudo, hay un excepcional robledal, del que su icono fue, y sigue siendo, el famoso Cajigu Cubilón, hoy ya reduco a putrefactos restos. De él nos quedan fotos legendarias, a la espera de que algún día se levante el tantas veces hablado monumento, que nos recuerde a singular árbol y a la riqueza forestal del término. En el restaurante Monte AA se expone una fotografía de 1.898, con una inscripción de 1.880, en la que se relata que “tiene una altura de 25,75 metros, 12 metros de circunferencia en la base y 9,5 metros a la altura de un pecho de un hombre”. “Todo el tronco está rodeado de una re de madreselva seca. En la primera bifurcación, a la altura de unos 15 metros, se encuentran clemátidas y zarzas colgando por el tronco que está cubierto de hepáticas y musgo hasta la altura de unos 12 metros”. “En las cavidades se ven helechos acevillados, musgos de distintas clases, un aliso, un pequeña haya, un acebo, ráspanos, geráncos silvestres y hongos”.

Sus montes están incluidos en el Parque Natural Saja-Besaya y en la Reserva Regional de Saja, por lo que en ellos se llevan a cabo muchas cacerías, principalmente de jabalí. Es tierra de cazadores. Tres cuadrillas de jabalineros están domiciliadas allí, capitaneada una de ellas por el propio alcalde, Jaime Molleda. En la memoria están grandes aficionados a la caza como Los Avencios, Ramiro y tantos otros.

Su población, que se reparte por los núcleos de Ruente, Barcenillas, Lamiña y Ucieda, basa su economía en la ganadería y en sector turístico. Al formar parte, junto con los de Cabuérniga, Los Tojos y Hermandad de Campoo de Suso, de la Mancomunidad de Campoo-Cabuérniga, tiene derechos de pastos en la “finca más grande de Cantabria”, que con sus 7.200 hectáreas, incluye a los puertos de Palombera y Sejos. En ellos pasan sus ganados pastando en libertad los meses de verano. Famosas son sus dos ferias ganaderas que se celebran a lo largo del año.

A falta de industria, el turismo es otro sector importante, ya que el municipio cuenta con una amplia y bien dotada oferta de posadas y establecimientos de comidas, donde el cocido montañés es el plato estrella.

LA FUENTONA

Lo más destacado, si duda, es el manantial de La Fuentona, una surgencia kárstica, que mediante un sistema de sifones, brota casi con permanentes niveles un abundante caudal, que a los pocos metros cruza un curioso puente de piedra, de poca altura y con nueve ojos. El vecino Mariano González, estudia y vigila este misterioso manantial, que en varias ocasionas se seca durante unas horas para después volver a brotar sus aguas.

El manantial de La Fuentona se ha secado en once ocasiones desde el año 1970. Las paradas en el flujo acuífero no son regulares oscilando entre unos pocos minutos a varias horas. De las que se tienen constancia, la más prolongada fue la que tuvo lugar el 20 de enero de 1970, que permaneció sin caudal durante cinco horas. Lo normal es que el cauce esté sin agua menos de una hora.

El famoso manantial está catalogado como de Interés Geológico Nacional y no se ha logrado ofrecer sobre él una explicación satisfactoria para estos fenómenos, pero la tesis más válida, parece ser, y es la que defiende Mariano González, que se trata de un sistema de sifones en su interior, que daría lugar a esos descensos esporádicos del caudal.La fuente registra normalmente un gran caudal estando aforada en 600 litros por segundo en época de estiaje

De la capital destaca el Palacio de Mier, declarado Bien de Interés Cultural con categoría de Monumento, que se encuentra en el barrio de Monasterio y que tiene usos sociales y culturales. Otras edificaciones reseñables son la iglesia de Santa María Magdalena del siglo XVII, que ha sido objeto de diversas reformas y reparaciones; la casona de la Nogalera, en el centro del pueblo, frente a la casa consistorial, la de los Cossío y Terán, en el barrio de Gismana, y la casa de Esteban González de Linares, erigida en 1886 en un estilo historicista. Hay que citar, además, la Casona de La Canal y el Papacio de Quirós en Ucieda.

Ruente, Los Bosques
Ampliar
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios
Portada | Hemeroteca | Índice temático | Búsquedas | [ RSS - XML ] | Política de privacidad y cookies | Aviso Legal
EURO MUNDO GLOBAL
C/ Piedras Vivas, 1 Bajo, 28692.Villafranca del Castillo, Madrid - España :: Tlf. 91 815 46 69 Contacto
EMGCibeles.net, Soluciones Web, Gestor de Contenidos, Especializados en medios de comunicación.EditMaker 7.8