Euromundo Global MADRID EDICIÓN DIGITAL
17 de noviembre de 2019, 11:27:19
Destinos del mundo

TURISMO EN EL NORTE DE EUROPA


Noruega, con capital vikinga y grandeza de los fiordos


La gran belleza de Escandinavia permite pasar por capitales y rutas de gran interés por su entorno. Entre sus capitales, Oslo la más soleada, con buena situación y en plena naturaleza, además de grandes manifestaciones culturales durante todo el año, que hacen agradable la visita.


Pinche aquí para ver la galeria completa


Noruega se sitúa en el extremo más occidental de Escandinavia y abarca una gran superficie de altas montañas, bosques, lagos y glaciares. Hace miles de años, estuvo cubierta por una gran capa de hielo, que se concentró en los lechos de los ríos y excavó valles profundos y cortados que llegarían al mar. Las masas de hielo se formaron y desaparecieron hasta retirarse y con su paso dejaron valles vacíos en los que podía entrar el mar y así nacieron los fiordos, fiel reflejo de la identificación actual.

Es difícil elegir la mejor ruta de interés entre los grandes atractivos del paisaje. Jotunheimer es la zona donde se encuentran los picos más altos de Escandinavia y desde allí se puede llegar a las tierras de Rodane y Dovrefjell, dónde vive la única manada de almizcleros de Europa.

Nos encontraremos con fiordos a lo largo de toda la costa Noruega, aunque los de mayor fama están al oeste del país con cataratas espectaculares. En la parte sur de la zona de costa salvaje se encuentran los pequeños pueblos blancos de Sorlandet, que conservan su arquitectura tradicional.

Nordfjord es el fiordo del Norte y el más largo del mundo es Sognefjord, que penetra en la tierra 200 kilómetros y tiene una profundidad máxima de 1.300 metros. En verano es verde y frondoso y en invierno blanco.

El glaciar más grande de Noruega se encuentra en el Parque Nacional de Joteldasbreen y en la zona se localiza el Parque Nacional Joutenheimen, con especial referencia en las cataratas Vettisfossen, con caída libre de 275 m.

Dentro de la zona del Norte destaca el Círculo Polar Ártico. Próximas se encuentran algunas poblaciones como Tronheim, tercera ciudad del país y Tronso, llamado el París del Norte, donde se encuentra el Radar Eiscat, el más potente del mundo para el estudio de las zonas altas de la atmósfera, y el Instituto de Geofísica, que cuenta con un observatorio para el estudio de la aurora boreal. También en la Laponia Nordkapp, Cabo Norte y techo de Europa.

Si se quiere un poco más de aventura, se puede llegar hasta las isla Lofoten, pequeñas y con gran atractivo por su forma de vida. Desde allí se pueden observar las ballenas que emigran hasta esta zona de junio a septiembre. Son cuatro islas las principales, unidas por puentes y túneles.


Historia

Si analizamos la historia del país, nos encontramos con referencias al nombre de Noruega, debemos tener en cuenta que sus habitantes manifiestan un gran orgullo por el país, en consideración a su capacidad para sobreponerse a los elementos y al invasor extranjero en épocas pasadas.

Cabe destacar que los primeros pobladores fueron pescadores y cazadores de renos que llegaron hacia el norte siguiendo el camino del deshielo. Con la edad de bronce se establecen los primeros, y como se ve en los grabados de las rocas, los primeros noruegos empezaron a esquiar como medio de locomoción, hace 4.000 años.

Tiene su pasado con los vikingos, que han dejado su mejor huella en el país, con viajes y conquistas hasta Islandia, Irlanda, incluso América del Norte. Los restos de su paso han quedado en los museos, que conservan sus naves y algunas copias de las joyas milenarias, en consideración a que siempre fue un país guerrero y con grandes exploraciones.

Su nombre deriva de la palabra Nordvegr, que quiere decir “el camino hacia el norte”. Este término ya fue señalado por los vikingos. Para los antepasados era un lugar mítico, y Herodoto afirmaba que era una nación donde las plumas eran arrojadas a la cara de los viajeros.

Varias comunidades noruegas se organizaron en el siglo IX, en unidades político administrativas, hasta que en el año 900, el rey Harald I, conocido como el Pelirrojo, juró que no se cortaría el pelo hasta que no unificara Noruega. Unificó el reino y llegó a ser su primer soberano.

Olav II Haraldsson, impuso el cristianismo frente a los tradicionales cultos paganos y entre la Edad Media y 1905, estuvo con el dominio de Dinamarca o Suecia. El siglo XIX forma parte de la historia como testigo de .la identidad y el florecimiento de su cultura, con referencias hasta los tiempos actuales.

Oslo

Para acceder a cualquier parte del mundo, casi siempre nos situamos en la capital de referencia. Oslo es una de las grandes capitales del mundo que destaca por su extensión, a pesar de que no es la más poblada.

Es una ciudad antigua. Fue en el siglo VIII cuando un pueblo se estableció al final del fiordo de Oslo. Durante el período vikingo conoció un desarrollo importante en la agricultura, el comercio y la construcción de barcos y como ciudad, su historia se inicia después del desarrollo vikingo. Según referencias, fue fundada por el rey Harald Hardra cerca del año 1050, pero recientes excavaciones indica la presencia de una ciudad ya alrededor del año 1000.

Arruinada por el fuego en 1624, reconstruida y dotada de anchos bulevares, por el rey de Dinamarca Christian IV, protegida por los muros defensivos de la Fortaleza de Arkershus. Inspirado por un gran idealismo en la planificación urbana de una buena ciudad renacentista que bautizó con el nombre de Christiania. En 1925, una disposición del Parlamento le devolvió el nombre original de Oslo.

La ciudad está llena de veleros que surcan las aguas del fiordo y ofrece grandes alternativas en rutas para la visita. Es una ciudad verde con un 55% de superficie en bosque productivo. Se pueden hacer varias actividades para disfrutar de su naturaleza y observar la fauna y la las aves, además de las pistas de esquí, senderos en los bosques de Marka y excursiones por el fiordo.

Entre las diferentes visitas merece la pena conocer el Museo del Barco Vikingo, que alberga tres barcos vikingos encontrados en le fiordo de Oslo y para recordar las hazañas de los exploradores hay que visitar el Museo Kon- Tiki, que tiene la balsa con la que el explorador noruego Heyerdhal navegó desde Perú a la Polinesia en el año de 1947.

Son varias las rutas que se pueden hacer para visitar otros museos. Los amantes de las aventuras del mar pueden apreciar en Oslo un gran conjunto entre todo el mundo. Tiene más de 50 museos y una gran selección de galerías de arte.

Una importante colección de antigüedades de monedas y una sala dedicada a la etnografía, se puede ver en el Museo Histórico y la Galería Nacional , con la mayor colección de arte noruego y los mejores trabajos del pintor Munch. Otros museos importante son el de la Resistencia Noruega y el de Edward Munch, con la exposición de una gran parte de su obra.

Hay que dar un paseo por sus calles tranquilas y apreciar su diseño arquitectónico. Destaca su Catedral, del siglo XVII, el Parlamento y la Plaza de la ciudad, llena de fuentes y estatuas y el Teatro Nacional y en lo alto de una pequeña colina rodeada de jardines, el Palacio Real.

Arkershus, castillo y fortaleza de 1300, son construcciones ubicadas de forma estratégica, edificadas por el rey Hakon V, desde donde se aprecian excelentes vistas al Fiordo de Oslo. El castillo fue renovado en el siglo XVII dentro de un palacio renacentista.

Por el volumen y la expresión de las esculturas, destaca el Parque Vigueland. Allí se encuentran más de 200 esculturas en bronce y granito, obras del escultor del mismo nombre. Es un espacio ideal para el descanso y apreciar las bellezas de las figuras, cuya pieza más importante es el monolito de piedra, donde surgen innumerables figuras humanas, que describen la historia de la humanidad. El museo, antiguo taller del artista, exhibe las piezas e instrumentos del escultor.

Cerca de Oslo, se encuentra Ostfold, al oeste del Fiordo. Es una pintoresca región con paisajes de granjas y pequeños pueblos industriales. Destaca Fredrilstard, una ciudad fortificada y construida en el año 1567, para defenderse de los ataques.

Bergen

Por excelencia, Noruega destaca por sus Fiordos. Bergen es la puerta de entrada y punto de partida para el descubrimiento. Constituyen la principal atracción turística de Escandinavia y es una de las razones por las que Bergen es uno de los puertos para cruceros más importantes de Europa. La ubicación de la capital entre el océano y la montaña puede calificarla como la más bonita de Noruega y siempre con una agenda importante de acontecimientos culturales.

Fue fundada en 1070 por el Rey Olav III, que llegó navegando por el río Vagen. Hoy se mantiene bien conservada, destaca como una de las más limpias de Europa, en la que merece la pena apreciar sus casas de madera, varias veces reconstruidas, que inspiran un ambiente tranquilo en una ciudad con un alto nivel de vida, distinguida como “la ciudad internacional de Noruega”. .

Brygen es su barrio viejo en la ribera oriental del puerto de Vagen. Aquí destaca el colorido de las casas de madera pintadas, en un conjunto representativo que la UNESCO declaró como Patrimonio de la Humanidad. Al lado se encuentra la Plaza Torget con su mercado de varios productos de la zona, frutas y flores entre otros, además de pescados como el salmón de las piscifactorías de la zona.

Para contemplar el ritmo de la población podemos llegar a la Avenida de Torgalmenningen, centro de la ciudad y lugar de paseo muy frecuentado por los habitantes. Es un lugar de tránsito y comercio dónde los antiguos pusieron su sensibilidad en los aspectos culturales.

Hay que hacer la visita a la iglesia de Santa María, del siglo XII, de estilo romano y la fortaleza del siglo XIII y llegar hasta el Museo Hanseático, que fue comercio y vivienda de un acaudalado mercader alemán. Los aprendices vivían en la planta alta, en dormitorios ocultos con ventanas pequeñas abiertas en la pared, de manera que las minúsculas celdas pudieran verse desde el salón.

Merece la pena visitar el museo Theta, en un antiguo refugio de la resitencia, la Torre Rosenkrantz ,del siglo XVI y el Hakonshallen, construcción de ceremonias del rey Halon en 1260.

Para subir a una de las siete colinas de la ciudad, se puede coger el Floibane, funicular o el Ulriksbane, teleférico. Desde el monte Floyen , a 300 metros sobre el nivel del mar se aprecian bellas panorámicas.

Como colofón de la visita se puede hacer una excursión por los fiordos en alguno de los barcos, para contemplar las cumbres de las montañas, algunas siempre con nieve. El más cercano es el de Hardangerfjord, en medio de la impresionante naturaleza. Es más popular el de Sognefjord por ser el más largo del país, con 200 km. de longitud. Cabe destacar el Glaciar Briksdal, que se ve desde el de Nprdfjord y la entrada al Parque Nacional de Jotunheimen, con más de 60 glaciares, los picos más altos del país, valles con lagos y cascadas.

Guía
Clima


Templado en otoño y cálido en primavera y verano. Hay de 3 a 5 meses de nieve al año. Oslo es la capital más soleada de Escandinavia. En la costa la corriente del Golfo suaviza el clima. Las lluvias son frecuentes y conviene tener información antes de iniciar el viaje. En Bergen durante la primavera se aprecian se pueden ver los rodondedros y los codesos en pleno florecimiento.

Idioma
El idioma oficial es el noruego, de gran parecido al sueco y al danés y el inglés se habla en una gran mayoría del país.

Gastronomía
En los buffets está representada toda la cocina noruega o la cocina Ártica del Norte. Los platos que destacan son los de merluza, pescadilla y salmón y trucha fermentada, guisos de cordero y caza. Entre los postres los preparados con frutas diversas como las “molte”, zarzamoras árticas y los arándanos.

Alojamiento y Comunicaciones
Hay una gran variedad de tipos de alojamiento dependiendo de la categoría y precios. Desde el hotel de primera clase a los albergues y las cabañas de los campings.

SAS vuela a diario desde Madrid y Barcelona, además de otros puntos europeos, con escala en Copenhague. Tel. 902 11 71 92.

Datos de Interés
Consejo de Turismo de Noruega

Paseo de la Castellana, 31- 9
28046 Madrid. Tel. 91 3197303 / 61
Fax 91 3197330

Internet: www.visitnorway.com

Real Embajada de Noruega
Paseo de la Castellana, 31

28046 Madrid. Tel. 91 3103116
Fax 91 3193966
Internet : www.emb-noruega.es
Euro Mundo Global.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.euromundoglobal.com