Euromundo Global MADRID EDICIÓN DIGITAL
20 de julio de 2019, 22:51:05
Opinión

Opinión:


Pobreza amorosa post-coital

Por Concha Pelayo (*)

06MAY19 – ZAMORA.- "He percibido que la filosofía poco importa, a menos que filosofes en el estrato de Paulo Coelho y Ricardo Arjona o que la vincules a la pobreza amorosa post coital." Acabo de leer esta frase en el facebook de Jorge Muzam escritor e intelectual chileno y me ha llamado especialmente la atención la frase: "pobreza amorosa post coital".


De momento me pregunté: ¿qué habrá querido decir el amigo Jorge con esta frase? Sobre el coito se podría filosofar mucho. Muzam dice que se da cuenta de que la filosofía importa muy poco, "a menos que filosofes en el estrato de Paulo Coelho, o Ricardo Arjona." A este último no le conozco, sí a Coelho que suele filosofar constantemente, sin tregua y sin pausa, sobre el devenir social y sobre su propio devenir, incluso, Y termina la frase vinculando la filosofía a la pobreza amorosa post coital.

Y ahora empiezo a comprender. ¿Qué mujer no se ha sentido, mortalmente herida, cuando, tras el encuentro amoroso, el compañero se da la vuelta y comienza a roncar irremediablemente? Y ahí se queda la mujer, sola, con la decepción enganchada a su cuerpo todavía ardiente y ávido de ese “post coito” que para ella no ha hecho más que empezar. Porque la mujer no busca el arrebato limpio -estocada certera- solamente, porque en el acto ha iniciado -ha querido iniciar- un camino que no desea que termine. Permanecerá quieta y callada y su mente desbordada, imaginando, filosofando, sobre lo que ella hubiera querido recibir y que no le dan.

Muere la pasión, muere el amor y se desbarata la relación de pareja porque el hombre ha nacido para conquistar: conquistar los pueblos, conquistar la plaza, conquistar a la hembra y, a ser posible perpetuarse y significarse, arrasando hombres, hincando su bandera en tierra extraña y perpetuar con su semilla la estirpe. Fuera de eso el hombre no está interesado en nada más. Por suerte, ahí está la mujer para convertir en algo digno pueblos, plazas, banderas y hombres. Porque gracias a la mujer, el hombre encuentra también su propia dignidad. Y la mujer, además, es madre. No nos olvidemos. Hoy es su día.

Euro Mundo Global.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.euromundoglobal.com