Euromundo Global MADRID EDICIÓN DIGITAL
13 de noviembre de 2019, 11:34:25
Rincón Gastronómico

“El Capricho de Dionisos…”


Grupo La Rioja Alta (II)

Por Segundo López Soria (*) – Miembro de FEPET


Bodega Torre de Oña, D.O. La Rioja

19JUL17 – MADRID.- .- Es paradigmático, que La Rioja Alta, bodega pionera en afincarse en el mítico Barrio de la Estación de Haro, explore una identidad riojana distinta con la fundación de la bodega Torre de Oña en Rioja Alavesa.


La Rioja Alta ha dado un giro copernicano en su forma de enfrentar nuevos tiempos para adecuarlos a los gustos del consumidor actual. Lo hace sin olvidar a la legión de incondicionales que dentro y fuera de España demandan las prestigiadas marcas de sus emblemáticos vinos tintos. Sin embargo el Grupo Riojano decidió apostar (acertadamente, en mi opinión, como expuse en mi anterior escrito), por los excelentes vinos blancos gallegos, en detrimento de sus primigenias marcas de blancos riojanos. Ayer como hoy La Rioja Alta realiza una viticultura sostenible en su nueva Bodega Torre de Oña situada en uno de los mejores pagos del privilegiado viñedo de la Subzona de Rioja Alavesa.

Estudios edafológicos, altitud y orientación de las vides en suelos y parcelas adecuadas, podas en verde, aclareos (o entresacas de racimos), y la recolección manual del fruto en cajas de capacidad reducida, son premisas incuestionables, previas, para la obtención de los vinos Torre de Oña, que son selección de las mejores añadas de sus pagos alaveses. Consecuentemente las uvas tintas cosechadas de cada variedad y parcela se vinifican por separado con la tecnología más puntera, y hacen la crianza en maderas seleccionadas con tostados de tipo medio.

La imprescindible maduración en botellero completa el ciclo de los tintos de reserva Torre Oña y los crianza Finca San Martín. El factor humano es fundamental, y lo garantiza un enólogo con la experiencia de Julio Sáenz. (Licenciado en Farmacia por la Universidad de Salamanca, y en Enología por la Universidad de La Rioja, ítem más Magíster en Viticultura y Enología. Ingresó en 1996 como director técnico de La Rioja Alta, S.A. Desde el año 2005, Sáenz añadió la responsabilidad de la dirección técnica de otras dos importantes bodegas del Grupo: Torre de Oña, en Rioja Alavesa… al igual que Bodegas Áster en Ribera de Duero)

Finca San Martín Crianza 2013. Tinto monovarietal de tempranillo procedente del viñedo homónimo que bordea la Bodega Torre de Oña en Páganos-Laguardia. Realizó la fermentación alcohólica y posteriormente la maloláctica en depósitos de acero. Su crianza la hizo por espacio de dieciséis meses en barricas nuevas de roble americano, y francés de dos vinos. Una vez ensamblado, pasó a madurar en botellero el tiempo necesario. Este tinto presenta un bonito color cereza y aromas de frutas rojas. Mantiene la frutosidad, porque la madera que lo acunó no ha restado un ápice de la tipicidad tan característica de los vinos tintos alaveses de crianza. Su frescura y estupendo paso de boca, estoy seguro, agradará a un consumidor, que prefiere vinos más fáciles de beber, golosos, y con una chispa de la complejidad que llevan implícitos los vinos de calidad. Este Finca San Martín supera el expediente… a un precio más que razonable.

Torre de Oña Reserva 2012. Es el tinto alto de gama de la bodega riojano- alavesa procedente de uvas seleccionadas de los viñedos de Altos de Vallecilla, Calvo, Martelo y Berzal. Básicamente es un vino de tempranillo adornado con una insignificante porción de mazuelo (también denominado cariñena fuera de Rioja), que le aporta un plus de taninos, acidez y longevidad. Este vinazo tuvo una crianza de año y medio en barricas francesas y caucásicas, de roble nuevo y de dos vinos. Bien cubierto de capa, si se decanta, se apreciará mucho mejor su complejidad aromática, mezcla de especias finas y frutillas de bosque. Los taninos bien domados están presentes. Es sabroso y largo. Su equilibrio acidez-alcohol y excelente tanicidad potenciarán su guarda. Es un elegante representante de los Vinos de Pago de Rioja Alavesa.

A modo de epílogo

(Heredé de mi padre, el enólogo – químico -, Marcelo López, la obstinación por el trabajo bien hecho, algún consejo que practico - algo menos de su bonhomía -, y una respetable colección de sus vinos preferidos. El sótano climatizado de la casa familiar, era el lugar donde reposaba su tesoro, que compartía en fechas señaladas con nuestros amigos. De su legado, recuerdo bien, las botellas del Gran Reserva 904, dos cajas completas de Viña Ardanza, botellas sueltas de Viña Arana y Viña Alberdi, todos ellos vinos de La Rioja Alta. También un trío de cajas de vino tinto de bodegas bautizadas con títulos nobiliarios. No me faltaron espumosos nacionales y foráneos, ni oportos, olorosos y amontillados del Marco de Jerez, tampoco excelentes referencias de burdeos, borgoñas. Y algún supertoscano tinto… junto a los referidos vinos de la bodega matriz del Grupo Riojano)

(*) [email protected]




Euro Mundo Global.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.euromundoglobal.com