Euromundo Global MADRID EDICIÓN DIGITAL
10 de agosto de 2020, 14:13:35
España


Gallardón defiende la presunción de inocencia para la infanta Cristina


El ministro de Justicia ha defendido hoy la presunción de inocencia para la infanta Cristina -imputada en el caso Nóos- y de todos los españoles "hasta que un tribunal de justicia diga lo contrario".


(EFE) El ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, ha defendido hoy la presunción de inocencia para la infanta Cristina -imputada en el caso Nóos- y de todos los españoles "hasta que un tribunal de justicia diga lo contrario".

En declaraciones a La 1 de TVE, Ruiz-Gallardón ha señalado que la presunción de inocencia es una de las claves del ordenamiento jurídico establecido por la Constitución y ha agregado que "nadie en este país es culpable hasta que un tribunal de justicia declare esa culpabilidad".

El titular de Justicia ha indicado que esa presunción de inocencia se la aplico a la infanta Cristina y a todos los ciudadanos españoles hasta que un tribunal de justicia diga lo contrario. Ruiz-Gallardón ha subrayado que "aquí ningún tribunal ha hecho cosa distinta más que citar a la infanta a declarar" como imputada por presuntos delitos de fraude fiscal y blanqueo de capitales en el Juzgado de Palma de Mallorca, que investiga el caso Nóos.

"Todo el mundo" en el PP quiere reformar la ley del aborto de 2010

El ministro de Justicia aseguró que  “todo el mundo” dentro del PP es partidario de modificar la ley del aborto de 2010 y quieren seguir adelante con la reforma, con independencia de que tengan “dudas” en algún aspecto. En una entrevista en TVE recogida por Servimedia, Gallardón se refirió al hecho de que dirigentes populares como el presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo, o el extremeño, José Antonio Mongado, hayan puesto reparos a la reforma del aborto planteada desde Justicia.

A este respecto, el ministro dijo que ha hablado con todos estos dirigentes que han hablado sobre el tema y dijo que “pueden tener sus dudas”, pero sostuvo que “no hay nadie que haya dicho que prefiere el sistema de desprotección absoluta del concebido, que es lo que significa la ley de 2010”.

“Todo el mundo es partidario de la modificación, del cumplimiento del programa electoral, todo el mundo entiende que tenemos que seguir adelante con este proceso”, señaló el ministro, que dijo que se buscará la “redacción más adecuada” del texto legal dentro de una serie “límites” o principios básicos.

En este sentido, destacó que Justicia tiene unas “líneas claras” que quiere mantener respecto a la reforma del aborto, que son la Carta Magna, la interpretación que ha hecho el Tribunal Constitucional y el Convenio para la Protección de las Personas con Discapacidad de Naciones Unidas.
Sobre este último punto y respecto al debate sobre que se limite el aborto por malformaciones, el ministro dijo que Convenio de la ONU sobre discapacidad “fue suscrito por unanimidad en el Congreso de los Diputados”. Explicó que esto supone que “cualquier legislación que nosotros hagamos no establezca discriminación por razón de discapacidad”.

Incidió en que “hay un requerimiento de Naciones Unidas” para que España modifique, antes de 2015, la ley del aborto de 2010, porque “violaba el Convenio para la Protección de las Personas con Discapacidad”. Asimismo, se refirió a que, a pesar de lo que pueda decir el PSOE, no existe ningún tratado internacional que “establezca el aborto como un derecho”. Asimismo, criticó la “arrogancia intelectual” de los socialistas para pretender que sólo ellos pueden legislar sobre “derechos y libertades”, pero es un campo en el que no puede entrar el PP.

La consulta "no cabe" en nuestra democracia

Gallardón ha dicho hoy que una consulta independentista en Cataluña "no cabe" dentro de nuestra democracia y, por tanto, "esa consulta no se va a celebrar". El ministro de Justicia ha argumentado que no existe marco legal en la democracia para celebrar una consulta independentista, en la que una parte de los españoles se pronuncie sobre la soberanía, que nos pertenece a todos.

El titular de Justicia ha estimado esta pretensión del nacionalismo catalán es "contraria a la Constitución, a la democracia y a lo que los catalanes quisieron y votaron cuando España entró en el periodo constituyente después de 1977".

La Constitución de 1978 establece que la soberanía pertenece a todos los españoles, que España es la patria común y que la nación es indivisible, ha resaltado Ruiz-Gallardón, quien ha indicado que todos los españoles votaron la Carta Magna y en Cataluña se votó más que la media española, la participación fue superior y hubo más votos a favor de la Constitución que la media española.

En 1978, ha recalcado, se alcanzó "un acuerdo histórico", donde hubo muchas renuncias por parte de gente de izquierda y de derecha, centralistas y nacionalistas, que consensuaron la España de las autonomías que, a pesar de la crisis económica, ha sido la etapa de mayor de prosperidad y libertad que ha tenido el país.

"No puede venir esta corriente separatista, ahora mismo, a romper la convivencia de los españoles", ha apuntado el ministro, quien ha opinado que se está generando "una fractura extraordinaria" no solamente entre los catalanes y los españoles, sino entre los propios catalanes.

Ha atribuido esta fractura a "una ambición desmedida que no es de la sociedad, sino de una clase política que no se conforma con la situación que tiene y que lo que busca es alcanzar un estatus distinto".

Fuente: lainformacion.com  - 21/01/14

 

Euro Mundo Global.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.euromundoglobal.com